Las Calderas de condensación y la eficiencia energética.

La asociación FEGECA, según sus informes del 2017, indica que en España existe gran inclinación por la utilización de la tecnología de condensación en lo referente a calefacción. Y en particular, las calderas de condensación son las preferidas como sistema individual de calefacción y generación de agua caliente.

Calderas de condensación. Sustituyendo sistemas poco eficientes.

En el año del estudio reportado por la asociación, se refleja una cifra de 280.000 calderas de condensación instaladas de las cuales 50.000 fueron calderas pertenecientes a sistemas de calefacción de casas nuevas y el resto resultaron sustitución de sistemas existentes.

Esto es motivado por el mejor comportamiento a nivel de consumo energético y mayor respeto al ambiente que  brinda esta alternativa.

Calderas de condensación y eficiencia energética.

Además del avance en eficiencia energética que hay en España, existen muchas razones más para conocerla. Si quieres Visitar Barcelona no te quedes con las ganas de enamorarte de tan hermosa ciudad.

La generación de energía térmica es necesaria para diversas aplicaciones y cada equipo de generación está asociado a dispositivos distintos para la transmisión de dicho calor.

Esto se ve resumido al usar las calderas de condensación, ya que permite adaptar su uso para diferentes requerimientos de calefacción y generación de agua caliente y además se puede combinar con diversas formas de emisores térmicos.

Las calderas de condensación son la mejor alternativa en eficiencia energética.

Desde el 2015, se implemento el Reglamento Europeo de Ecodiseño ( DirectivaErP), el cual busca incentivar la preservación del ambiente controlando la fabricación de sistemas de calderas, permitiendo solamente la de calderas que fueran de condensación, ya que además de su mejor compatibilidad ambiental, el consumo energético es muy reducido.

El reglamento también disponía la introducción al mercado de productos de mayor eficiencia en cuanto al tema energético.

«Si condensa, compensa«.

Con esa frase por nombre se difundió la campaña fomentada por FEGECA en el 2016, en un esfuerzo por generar en los usuarios una conciencia de optimización del uso de la energía y entregar información de valor para lograr dicho objetivo.

De esta manera, se consiguió inclinar la preferencia de los consumidores Españoles hacia las calderas de condensación, las cuales eran la mejor alternativa que podía encontrarse en el mercado.

Pero el mismo efecto no se extiende a toda la Unión Europea. Fuera de la frontera Española, la reposición de los equipos de calefacción de funcionamientos pocos eficientes ha sido muy lenta y los equipos viejos aún representa más del 60 por ciento.

Es necesario aumentar la eficiencia energética en Europa.

Es imprescindible tomar medidas más eficaces en cuanto al incentivo de la renovación del sistema de calderas ya que el treinta por ciento (30%) del dióxido de carbono (CO2) emitido en la Unión Europea es generado por el sector residencial y es imperativo reducir dichas emisiones, lo que sería factible lograr al adoptar sistemas de condensación.

El 5 de marzo se celebra el Día Mundial de la Eficiencia Energética. Dicha fecha es excelente para promover la importancia de adoptar hábitos que realcen el ambiente y su preservación. Con este objetivo y la promulgación de la aplicación de energías renovables, se realizó desde el 28 de febrero hasta el 2 de marzo del 2018 en Wels, Austria, la conferencia y feria World Sustainable Energy Days.

Post navigation

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *